lunes, 11 de diciembre de 2017

Lunes de los 5 Sentidos 402


Ha sido una semana corta en términos laborales. Entre la fiesta de la Inmaculada y la de la Constitución, la verdad es que incluso no haciendo puente, ha sido una gozada. Ojalá todas las semanas fueran así.

Vista

Además de las bolas navideñas que os prometí la semana pasada se harian un huevo diario en mi feed de Instagra, he recuperado recuerdos londinenses (algunos más quedan todavia), y también postales navideñas que inundan las calles estos días ¿os he dicho cuánto me gusta la Navidad?



Olfato

Con este frío polar que nos ha invadido durante el comienzo de la semana pasada, recuperé el abrigo ue llevé en Londres, y con él, olvidado en un bolsillo, el papelillo de aroma de La colonia de Penhalion’s que probé allí que estuve a punto de comprsr: Luna. Me sigue encantando.


Gusto

Una rica tarta de chocolste, como la parte más oscura de la Selva Negra, que trajo la madrina de mi hermano el otro día a casa.


Tacto

El jueves hacía tanto frío en la oficina, que varias veces tuvimos que subir el termostato de la caldera para tratar de sobrevivir. Muchas veces os he dicho que con los pies fríos no sé pensar.... cada vez que pasa una cosa de éstas me reafirmo.

Oído

Os prometí la semana pasada que durante estos días de la Navidad os iba a deleitar cada semana con una canción navideña, todas ellas pertenecientes a mi lista de reproducción, que obviamente ya ha sido sincronizada en mi Ipod (porque sí, me resisto a abandonarlo). Este año, gracias a la influencia de otras redes sociales como Instagram, he descubierto el disco Navideño de Sia, y entre sus canciones está ésta. Que la disfrutéis.

jueves, 7 de diciembre de 2017

Por qué tu piel se pone como loca al viajar (y cómo evitarlo)


Recién aterrizada de vacaciones, en medio de un buen puente como es éste y con las vacaciones de la Navidad a la vuelta de la esquina, no creo ser la única en sufrir con los altibajos que experimenta mi piel en los viajes. Con las fechas que se aproximan y el barómetro de los selfies al rojo vivo... ¿quién no quiere una solución eficaz?

¿Qué es lo que causa las erupciones pre-viaje?

La piel es nuestro termómetro del estado de ánimo, y hay muchos factores que influyen y causan brotes en la piel cuando menos nos interesa.
  • Cambios en tu dinámica diaria: jet lag en los viajes largos, horarios cambiados… tu sueño no es el de siempre y eso se nota.
  • Presión en cabina: Viajar en avión es una experiencia estresante a varios niveles, no sólo por el viaje en sí, sino por los cambios de temperatura, de aire en el avión… en fin, sabéis perfectamente a lo que me refiero ¿o no tenéis tirante la piel al llegar de un viaje?
  • Cambios en los productos de tu rutina de belleza: Idealmente, todas viajaríamos con nuestros productos del alma en todos los viajes, pero no podemos viajar como las Kardashian con mil kilos de equipaje, y lo de los botecitos de 100ml es un engorro, así que al final, abusas de las muestras y demás chanchullos que, francamente, no son lo mismo.
  • Cambios en la dieta: Seamos sinceros: no te has tirado un mes a verdura y carne a la plancha para no disfrutar de las delicias locales. Pero claro… esa grasa de más… pues como que a tu piel no le sienta nada, pero que nada bien.
  • Cambio climático: Obvio


¿Cómo evitarlo?

La preparación es clave, y es doblemente beneficiosa: porque evita el estrés natural del viaje, y porque ya hemos visto que el estrés causa brotes.

Decide qué vas a llevarte con antelación: y esto implica lo que te puedes llevar en formato pequeño, y lo que es absolutamente clave llevar en tamaño normal. Si vas a cambiar algún producto de los que normalmente usas, empieza a acostumbrar a tu piel un par de semanas antes.
Ten en cuenta a dónde vas a viajar: esto sobre todo afecta a tu hidratante, pero también a la protección solar, etc. Aplica el mismo principio que en el punto anterior: acostumbra a tu piel al menos 2 semanas antes.

Beber 2 litros de agua al día debería ser una rutina en tu vida diaria, pero si no lo es, en los viajes debería serlo.

En cuanto a la comida… pásate y date algún capricho, pero con moderación.

Hidrata tu rostro: si tienes la piel grasa como es mi caso, es importantísimo este tema. Cuando a la piel le falta agua, lo suple creando más grasa… y ya sabeos cómo le va esto a los granitos y acné. En el avión el nivel de humedad es del 0%, así que no te importe llevar una crema hidratante cerca para aplicártela regularmente, cuando notes que tu piel lo necesita. ¡Ojo con los productos de bruma de agua! Yo creía que eran beneficiosos, pero resulta que funcionan atrayendo el agua de la atmósfera, y como en el avión no hay… ¡¡absorben la de tu piel, que ya está seca de por sí!!


En Viajes largos recomiendan usar una de esas mascarillas de telita/papel. Parecerás una diva, pero cuando aterrices serás la más guapa… ¿quién hablaba de sueño reparador?

Y ahora, la parte más divertida... ¡¡a viajar!!



All images are not mine, but from Anna Sudit.


Puedes seguirme también a través de

lunes, 4 de diciembre de 2017

Lunes de los 5 Sentidos 401


Y así, como quien no quiere la cosa, ha llegado el mes de Diciembre... Noviembre ha sido intenso, y yo creo que por eso se me ha pasado tan rápido.

Vista

Han encendido el alumbrado navideño en Madrid, y aunque algunas luces como las de la calle Alcalá no son muy con la temática de estas fechas, el resultado impresiona, para bien. Así que esperar, como en este collage, en el futuro más luces de Madrid.


Otra cosa que vais a ver con mucha asiduidad durante las próximas semanas, serán bolas navideñas. Para celebrar mi época favorita del año he decidido empezar una serie de fotografías de adornos navideños. Un reto de una al día durante el mes de diciembre. Ya me diréis cuáles son vuestras favoritas al final.

Olfato

El sábado estuve en el #MercadodelasFloresVogue, en su edición más Navideña. La edición de verano fue súper chula, así que no me la quería perder en Navidad. me divertí muchísimo y compré bastantes cositas: una guirnalda preciosa que huele divinamente, brezo, algodón...

La calle Jorge Juan olía a naturaleza y era una auténtica pasada.

Gusto

Una deliciosa mousse de chocolate vegana en casa de mi amiga L. y un increíble paté de pimientos...
mmmm!

Tacto

Esta semana por fin ha hecho acto de presencia el frío de verdad, y aunque en la oficina es un engorro, me encanta venir andando a trabajar y que me despierte el frío de por la mañana.

Oído

Damos por inaugurada oficialmente la época de los villancicos, y como no podía ser de otra forma, que sea Michael Bublé el que lo haga, con una versión de un clásico la mar de animada.






Puedes seguirme también a través de

jueves, 30 de noviembre de 2017

Estilosas como el Príncipe de Gales


Sabéis que me gusta un cuadro más que a un tonto un pirulí… así que, cuando supe que el cuadro Príncipe de Gales iba a ser uno de los estampados de la temporada, me puse muy contenta… tanto que incluso me compré las primeras prendas de este estampado en Agosto. Ahí, con un par.


¿Cuál es el origen del Príncipe de Gales?

La razón por la que conocemos a este cuadro por “Príncipe de Gales” se remonta al Príncipe Eduardo Vii, hijo mayor de la Reina Victoria, que solía lucirlo siempre cuando iba de caza; aunque fue su descendiente, el polémico Duque de Windsor, Eduardo VIII, quien realmente lo popularizó (él y Wallis eran iconos de estilo en la época, y todo lo que se ponían se volvía tendencia).


En el silo XIX, la Condesa de Seafield (de origen australiano) ya lo utilizaba para vestir a los guardabosques de su plantilla en Escocia, incrementando así su popularidad.

Más recientemente lo hemos visto mucho en Hollywood, tanto a Cary Grant como a James Bond (con diferentes caras)


¿Dónde lo hemos visto?

En las pasarelas de avance de otoño invierno de diseñadores tan dispares como Balenciaga y Raf Simons para Calvin Klein, en un montón de opciones, incluso en impermeables.


¿Cómo llevarlo?

Lo más extendido es como chaqueta, y os digo por experiencia que es ultracombinable con vaqueros y una camiseta o jersey negro liso… aunque otros colores más vivos le pueden ir genial (como el rosa maquillaje, el verde o el mostaza, por ejemplo).


Como pantalones, también resultan un acierto, porque hay tantas variedades y cortes que se adaptan a cualquier estilo. En mi caso, he optado por unos ajustados tipo legging, y combinados con un jersey grandote y unas botas algo roqueras, quedan estupendos.

Una de las “innovaciones” de este año ha sido lucirlo en total looks de chaqueta+pantalón, aunque lo entre- comillo porque obviamente, y a la vista de sus antecedentes históricos, no es tan innovador. Quizás cómo lo estamos llevando las chicas ahora… pero vamos, que de nuevo tiene poco.

A mí me encanta porque es muy estiloso y elegante. ¿Qué me decís? ¿Os animáis?


Las fotografías no me pertenecen, aunque los collages sí. The images are not mine, but the collages are.


Puedes seguirme también a través de